BAÑOS DE VAPOR

¿Cómo quieres que sea tu baño de vapor? Gracias a nuestro programa modular, a partir de platos de ducha, paneles, bancos y techos, podemos desarrollar cualquier morfología de estructura para la formación de baños de vapor. Los elaboramos, montamos y quedan listos para ser revestidos con diferentes materiales sin necesidad de la aplicación de ninguna barrera de vapor posterior al montaje y tratamiento de juntas de éste.

En este concepto de baño ofrecemos también la opción de contar con la instalación de fontanería integrada, una columna hidromasaje, en la únicamente deberás realizar la colocación de los terminales en las bocas integradas en el panel suministrado.

Al concebir un baño de vapor se deben tener en cuenta dos cosas: el tiempo de exposición-servicio para el que va a estar previsto; y la condensación producida por el calor, gracias al generador de vapor.

La exposición al vapor permanente de elementos constructivos puede ser, en los casos que no se prevea, muy agresiva y dañina para el baño de vapor, ocasionando patologías del tipo de humedades superficiales en la cara exterior, descuelgues en el revestimiento cerámico producidos por la penetración del vapor en las juntas de las teselas no tratadas con rejuntado adecuado, y que ocasiona un reblandecimiento de la capa de agarre de la cerámica.

Para la solución de todos estos posibles problemas es fundamental un estudio previo de la situación, del ámbito de servicio y del material soporte que va a sustentar el baño turco.

Se recomiendan espesores mínimos de 5 centímetros de panel en el paramento para usos no permanentes de servicio, y de 8 centímetros para usos más continuos como pueden ser instalaciones de spas, balnearios e incluso gimnasios.

Gracias a que el HSP Composite es resistente tanto al agua de aplicación directa como al vapor de agua se elimina el riesgo de condensaciones y, a su vez, se suma la existencia de humedades en las zonas contiguas a esta estancia.